XM detalló que, desde mediados de marzo, la demanda de energía viene disminuyendo semana a semana por medidas de aislamiento

 

Las medidas de aislamiento decretadas por el Gobierno Nacional para mitigar el contagio del Covid-19 en Colombia cambiaron de forma drástica el comportamiento de las actividades diarias, con una disminución significativa de la actividad industrial y comercial y, por ende, la demanda de energía eléctrica en el país.

 

XM reportó que, desde mediados de marzo, la demanda de energía viene disminuyendo semana a semana, un comportamiento consecuente con la evolución de las medidas aislamiento.

 

Entre el 20 de marzo y el 16 de abril, la demanda ha tenido, en promedio, una disminución del 15%, en comparación con la semana del 9 a 15 de marzo, tomada como semana base en cuanto fue una semana de consumo normal. La máxima reducción se dio en la semana entre el 6 y el 12 de abril, la Semana Santa, cuando se presentó un decrecimiento del 18%.

 

Históricamente, la Semana Santa es una de las de menor demanda en el país. Sin embargo, en comparación con la misma semana del año 2019, este año se evidenció una disminución de 7%. La reducción menos significativa se presentó durante los días Jueves y Viernes Santo en los que, por las altas temperaturas registradas en ciertas regiones del Caribe, se presentó un alto uso de aires acondicionados y refrigeración.

 

En el país, la demanda se compone por el segmento regulado, que integra el consumo residencial, comercial y de pequeñas industrias, y el segmento no regulado, correspondiente al consumo de la mediana y gran industria. Actualmente, el segmento regulado corresponde aproximadamente al 70% de la demanda total.

 

En cuanto respecta al comportamiento de la demanda por sector económicos para la mediana y gran industria, XM reportó que, con respecto a la demanda base, del 16 de marzo al 12 de abril la participación del sector de industrias manufactureras fue del 35%; el 29% de la explotación de minas y canteras; el 8% de los sectores de construcción, alojamiento, información y comunicaciones; y el 8% de los servicios sociales, comunales y personales. Con esas cifras, el reporte señala que «se evidencia en el sector de industrias

manufactureras el mayor impacto como consecuencia de las medidas de aislamiento decretadas por el Gobierno Nacional, por ser esta una industria más intensiva en el uso de mano de obra».

 

Según Jaime Alejandro Zapata Uribe, gerente del Centro Nacional de Despacho de XM, “del análisis anterior que hemos realizado en detalle, destaco que la reducción de la demanda de energía del país entre el 20 de marzo y el 16 de abril con respecto a los consumos que se presentaron al inicio del mes de marzo, fue en promedio del 15%; esto es equivalente a la mitad del consumo de todos los departamentos de la costa Caribe, que actualmente es la región con mayor demanda de energía en el país».

 

Además, el informe señala una reducción importante en la actividad comercial e industrial del país, que se evidencia en la demanda del sector de industrias manufactureras que cayó 41% frente a la demanda base, y representa 35% de la demanda de la mediana y gran industria.

 

Fuente: Laura Vita Mesa – www.larepublica.co

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario